Compartir este artículo

Ecología y medio ambiente

Denunciados voluntarios medioambientales por eliminar plantas amenazadas

Denunciados voluntarios medioambientales por eliminar plantas amenazadas

Voluntarios del grupo local de Málaga de la Sociedad Española de Ornitología (SEO/BirdLife) y de la Fundación Unicaja han sido denunciados ante el SEPRONA de la Guardia Civil por arrancar varios ejemplares de una planta amenazada, Ononis talaverae, especie litoral y endémica del sur de España y noroeste de África, catalogada como Vulnerable por la Lista Roja de la Flora Vascular de Andalucía y por la Lista Roja de la Flora Vascular Española.

La actividad, organizada por SEO Málaga, se realizó dentro del Paraje Natural Desembocadura del Guadalhorce, y consistió, entre otras actuaciones, en la retirada de la vegetación natural que crece sobre las arenas litorales y aportando, además, más arena al entorno, lo que supone una alteración de un hábitat natural protegido por la Directiva europea “de hábitats” 92/43/CEE, tipificado como Dunas móviles embrionarias (HIC 2110). Entre la vegetación afectada se encontraba Ononis talaverae, que ha sido retirada expresamente por los voluntarios hasta casi eliminarla por completo del Paraje Natural.

Detalle de la floración de Ononis talaverae.

Esta actuación contó con el apoyo de las autoridades del Paraje Natural, como reconoce el grupo local de SEO Málaga, y es la segunda vez que realizan esta actuación en el mismo lugar, a pesar de que el año pasado ya se le advirtió duramente a esta asociación conservacionista del daño que estaban ocasionando en este hábitat tan frágil y vulnerable, que acoge, además, bastantes especies raras y amenazadas.

Éste no es el primer caso de destrucción de hábitats realizado ni por voluntarios ni por la administración, puesto diversos colectivos apoyados por multinacionales están llevando a cabo una transformación del hábitat original de Sierra Bermeja con plantaciones de algarrobos, lo que supone un incumplimiento de la Directiva Hábitats. Igualmente, la Consejería ha realizado una obras inútiles para anfibios en el mismo cauce de varios arroyos del Valle del Genal, afectando gravemente a especies amenazadas.

La destrucción de hábitats está considerada como una de las principales causas de pérdida de biodiversidad, y en el litoral mediterráneo es la más grave de todas. La provincia de Málaga encabeza el ranking español de ocupación del Dominio Público Marítimo Terrestre, con el 74,9% construido, según el informe de Greenpeace Protección a toda costa (2017). A la destrucción de hábitats causada por el urbanismo habría que añadir la actuación de estos voluntarios medioambientales en el poco espacio natural que queda en el litoral. Y es que el voluntariado medioambiental se está convirtiendo en un grave problema para la conservación de la biodiversidad porque acceden a zonas sensibles para alterar los ecosistemas a favor de una especie elegida, sin contar con el asesoramiento de expertos como botánicos, entomólogos o malacólogos. Sólo la conservación de los hábitats naturales permite la conservación de todas las especies, incluyendo las no conocidas, pero esto no se consigue con intervenciones como las denunciadas.

En el Paraje Natural, Ononis talaverae ha quedado relegado a una posición marginal y contigua al vallado perimetral, habiéndose eliminado del resto del espacio protegido.

Compartir este artículo

Deja una respuesta

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

×
Ir a la barra de herramientas