Una pesca de arrastre que fomenta la economía circular y da ejemplo en la costa de Málaga

 Las Cofradías de Pescadores de Vélez-Málaga y Marbella colaboran con el proyecto MARES CIRCULARES para la recogida y estudio de los residuos que llegan al mar. 

0

Basuras Marinas y Pescadores de la Costa Malagueña. Proyecto Mares Circulares.

Desde hace más de un año los patrones, marineros y personal de la Cofradía de Vélez Málaga, en la costa malagueña, decidieron embarcarse en Mares Circulares, un proyecto colaborativo cofinanciado por The Coca Cola Foundation, que tiene como uno de sus principales objetivos, mejorar la calidad ambiental de nuestros océanos a través de la participación y la innovación en economía circular. Ocho armadores y patrones de esta cofradía se comprometieron a traer la basura que atrapaban en sus artes mientras faenaban. Desde el inicio del proyecto los pescadores de Caleta de Vélez han retirado 19 toneladas de residuos. Con la incorporación de sus compañeros de Marbella en este 2019, ya son 14 los barcos comprometidos. 

“Si no lo hacemos nosotros y no miramos por nuestro futuro, quién lo va a hacer. Cada barco tenemos que aportar lo que podamos”, comenta José Muñoz, marinero de “El Campanero”, el barco que más residuo recogió en 2018, trayendo a puerto un total de 11 toneladas de residuos hasta que en junio de este año sufrió un incendio en alta mar que, aunque afortunadamente no dejó ningún herido, ha supuesto una enorme pérdida para la Cofradía y su tripulación. 

“El sector pesquero es el primer interesado en que el recurso se mantenga de forma sostenible. Con esta iniciativa, conseguimos mejorar ambientalmente los caladeros y además ponemos de manifiesto que la mayor parte del residuo no proviene de la actividad pesquera, sino de fuentes terrestres” comenta Mari Carmen Navas, Patrona Mayor de la Cofradía de Vélez-Málaga. 

Además de la acción de recogida que realiza el sector, los técnicos del proyecto caracterizan periódicamente los residuos que traen los pescadores, siguiendo el protocolo disponible en la app MARNOBA para la caracterización de basuras marinas. Los datos recabados en estos y otros puertos, son puestos a disposición del Ministerio para la Transición Ecológica, además de permanecer disponibles para la consulta pública en la web de MARNOBA, así como en la plataforma del Proyecto Mares Circulares. Según los datos recabados en la costa de Málaga, el 84% de la basura marina recogida es plástico, mayoritariamente botellas de PET y láminas industriales, seguido de otros materiales como el metal (5%). Si lo comparamos con otras regiones donde opera el proyecto, los resultados son similares en cuanto a cantidades, pero los objetos mayoritarios varían, sobre todo entre las áreas Mediterráneas y Atlánticas. 

A nivel de todo el proyecto y según el análisis realizado de la basura que han recogido en estos caladeros, se comprueba el dato estimado a nivel mundial de que el 80% de la basura que se encuentra en el mar proviene de fuentes terrestres. El total de residuo recogido a nivel nacional por el sector pesquero implicado en el proyecto Mares Circulares asciende a las 29,5 toneladas hasta el momento 

En 2019, en la segunda fase del proyecto Mares Circulares, se han incorporado en Andalucía la Cofradía de Marbella. El papel del sector pesquero en este proyecto es clave, no sólo porque sería imposible retirar el residuo de estas profundidades sin su apoyo, sino por el poder que tienen los pescadores para llegar a sensibilizar al resto de la población. “Necesitamos que todos los sectores cambien su mentalidad para intentar solucionar este grave problema y si con nuestra labor, además de mejorar nuestros mares, conseguimos sensibilizar a la gente para que llegue menos basura al mar desde tierra, nos sentiremos muy orgullosos” comenta Manolo Haro, patrón mayor de la cofradía de Marbella. 

Mares Circulares está facilitando esta implicación, contando ya con 83 barcos de 15 puertos colaboradores en España y Portugal. En Andalucía se cuenta con los puertos de Isla Cristina, Ayamonte y Punta del Moral, Punta Umbría, Marbella, Caleta de Vélez, Almería y Garrucha. 

El proyecto también aporta la colocación de contenedores para basuras marinas cerca de la zona de descarga, y la recogida periódica del residuo para su posterior gestión, dándole una segunda vida y fomentando lo que se conoce como Economía Circular. Para la colocación de los contenedores se ha contado con el apoyo expreso de la Agencia Pública de Puertos de Andalucía que ha cedido los espacios para su colocación. 

Las acciones con el sector pesquero están coordinadas por la Asociación Vertidos Cero, que está colaborando con numerosas entidades medioambientales en España y Portugal para trabajar en contacto directo con las Cofradías y pescadores. “Creemos fundamental el poder contar con el sector para lograr uno de los objetivos más ambiciosos del proyecto: obtener datos para avanzar en la investigación sobre qué tipo de residuos en los fondos marinos, y poder así mejorar en la búsqueda de soluciones a un problema global como es el de las basuras marinas”, concluye Estíbaliz López-Samaniego, directora de proyectos en la Asociación Vertidos Cero. 

El proyecto, financiado por The Coca-Cola Foundation, está basado en un programa de limpieza de costas, fondos marinos, sensibilización a la ciudadanía y fomento de la economía circular en España y Portugal. Las entidades responsables de su desarrollo son Asociación Chelonia, Fundación Ecomar y Asociación Vertidos Cero. El proyecto lleva en sus genes un funcionamiento colaborativo con todos los sectores posibles, habiendo implicado ya a más de 5.000 voluntarios y 170 organismos que han logrado la retirada del medio, en 2018, de 584 toneladas de residuos en España y Portugal.