Entrar en juicio

0

Aunque se puede hablar muy bien, y carecer de empatía
hacia los demás,saber vehicular las propias ideas, es un
primer paso para el entendimiento.
Hace dos mil quinientos años, Sócrates, logró enseñar
este arte, mientras pasaba parte de su vida paseando
por las calles y plazas de Atenas. Todo cuanto sabemos
de el, nos ha llegado mediante su discípulo Platón, su
método no era aleccionar, sino provocar la conversación.
Se presentaba ante la gente, haciendo preguntas que
daba a entender que no sabía nada, y en el curso de la
conversación, lograba que su interlocutor, viera los fallos
de su propio modo de pensar. De este modo, sin imponer
su autoridad, lograba que el otro se diera cuenta, de sus
aciertos y errores. El conocimiento verdadero, sólo puede
salir del interior de uno mismo, sin ser impuesto por
otros.El se hacía el ignorante igualándose al otro, para
lograr una comunicación fluida si jerarquías.