El PSOE lamenta que PP y Ciudadanos voten contra invertir en sanidad y educación los 1000 millones dados por el Gobierno central

Los socialistas afean al alcalde, Francisco de la Torre, que ampare el déficit inversor del gobierno de Moreno Bonilla en dos materias esenciales, “poniendo en peligro la salud de nuestra comunidad educativa”, mientras que hay más de 600 millones de euros para aplicar medidas anticovid en sanidad y 400 en educación

0

La viceportavoz socialista, Begoña Medina, ha lamentado que el equipo de gobierno “ha vuelto a dar la espalda a nuestros ciudadanos en la lucha contra el coronavirus”, puesto que tanto PP como ciudadanos han votado en contra de la moción del PSOE para pedir un mayor esfuerzo inversor de la Junta de Andalucía en las materias de sanidad y educación. Medina ha expresado que “si el PSOE gobernara en la Junta y ésta fuera nuestra gestión, ya nos hubieran colgado de la plaza. Pero nos encontramos con dos grupos de la derecha que no tienen sensibilidad con más de medio millón de habitantes”. La moción no ha salido adelante por los 15 votos en contra de PP, Ciudadanos y del edil no adscrito, y con 14 a favor de PSOE y de Adelante Málaga. 

“Los colegios han empezado sin nuevas contrataciones, no se han bajado las ratios,no se ha invertido en prevención y los profesores denuncian las malas artes de la Junta de Andalucía. Apenas dos semanas después del inicio del curso escolar ya tenemos 5 colegios con cierres parciales en sus aulas, un auténtico despropósito”, ha expresado la responsable socialista. Además, en el terreno de la sanidad, “nos encontramos con 24 de los 29 centros de salud cerrados por las tardes, somos la comunidad que menos PCR realiza, no se activan planes de contrataciones, hay déficit en varias especialidades. En definitiva, un absoluto caos que deja a miles de personas con enfermedades por diagnosticar abandonados a su suerte”.

La edil socialista ha recordado que las arcas de la Junta de Andalucía han recibido casi 1000 millones de euros por parte del Gobierno central. “Son 600 millones extra del Estado para sanidad y 384 para educación. Y, ¿qué ha hecho el gobierno de Moreno Bonilla? Nada, absolutamente nada”. Mientras tanto, “pongamos el caso de Valencia: con 5 millones de habitantes, 3 menos que Andalucía, y han contratado a más de 5000 profesores extra, bajando las ratios y creando nuevas clases”, ha defendido la edil. “En Valencia se han contratado médicos y enfermeros en el plan de verano y han abierto todos los centros de salud focalizando los esfuerzos inversores en la atención sanitaria”, ha agregado.

Begoña Medina, ha pedido al equipo de gobierno “que se alce la voz desde el Ayuntamiento para exigir a Moreno Bonilla que se ponga a trabajar ya para destinar esos 1000 millones de euros en la sanidad y la educación públicas andaluzas”. Tras escuchar los posicionamientos de PP y Ciudadanos sobre esta moción, la viceportavoz socialista ha lamentado que “no son capaces de hacer autocrítica, y nuevamente el alcalde de esta ciudad no da la cara y se esconde detrás de sus concejales y de su partido, se esconde de nuestros vecinos y vecinas. Es una actitud cobarde y mientras antes mandaba cartas a la Junta con la misma facilidad que firma decretos para nombrar cargos de confianza, ahora se ha convertido en un corderito manso vendido a los intereses del Partido Popular”.

Medina ha lanzado un mensaje contundente: “Quienes pagan por esta actitud cobarde son los malagueños y las malagueñas, que ven cómo este Ayuntamiento ni les ayuda ni les defiende, más bien traga. Hoy su actitud no es ni ética ni moral, han defraudado a quienes les votaron si no son capaces de alzar la voz contra esta tropelía, han defraudado a quienes les votaron”.

Sindicatos, AMPAS y trabajadores a favor de la moción socialista

Por su parte, el secretario general del Sindicato de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CCOO de Málaga, Rafael González, ha denunciado “el escaso esfuerzo de la Junta de Andalucía en medios humanos para luchar contra la pandemia en los centros hospitalarios de la capital”. Además, ha criticado que el delegado de Salud, Carlos Bautista, “aconseja rezar y encomendarse a Dios porque, como él mismo reconoce, el sistema sanitario está colapsado”. Por eso, ha pedido el apoyo de todos los grupos políticos para una moción “que pide algo muy necesario, que la Junta de Andalucía incremente sus esfuerzos en sanidad y que se destine al contrato de rastreadores porque es falso que haya 6.000 más, que se mejoren los contratos de médicos y enfermeros para evitar que los profesionales se vayan a la empresa privada o al extranjero”.

Carmen Rosado, vocal del AMPA del IES Mayorazgo y presidenta del AMPA del CEIP Parque Clavero, ha advertido de que “la intención del Gobierno de la Junta  nunca ha sido la de bajar la ratio en las aulas. A principios de septiembre la delegación de Educación nos dijo que en el CEIP Parque Clavero, que tiene dos líneas por curso, sólo recibiría un profesor de refuerzo, lo cual es a todas luces insuficiente. Sin embargo, sólo 24 horas antes de comenzar las clases, la Junta nos dice que no recibiríamos ese profesor. La decisión la tomaron el 1 de septiembre y nos lo comunicaron 14 días después, es injusto y no es ético”.

Por último, una trabajadora del servicio de comedor en un centro educativo afectado por el cese de actividad de las empresas concesionarias, servicio Servicol y Perea Rojas, ha recordado que “el hecho de que miles de niños de Málaga coman en los colegios garantiza la conciliación laboral de muchas familias, además de permitir a monoparentales poder trabajar. También, tanto el almuerzo como la merienda es el único sustento alimenticio de muchos niños y niñas del Plan SYGA”. Por eso, ha pedido al equipo de gobierno que dé apoyo a la moción socialista que propone al Ayuntamiento que se inste a la Junta a aumentar el esfuerzo inversor de educación y sanidad. Una moción que ha sido tumbada por el rodillo de la bancada de la derecha en el Ayuntamiento de Málaga, PP y Ciudadanos.