El medioambiente y la igualdad, retos para las mujeres andaluzas

Ecovidrio y El Club de Malasmadres lanzan el I Estudio post-confinamiento #MalasmadresEco

0

El cuidado del medioambiente es el gran reto para las mujeres andaluzas después de la igualdad de oportunidades

  • El 97,4% de las mujeres andaluzas se muestra más preocupada por el medioambiente que hace unos años 
  • 6 de cada 10 mujeres son más conscientes de la necesidad de cuidar el planeta desde que se inició la crisis del coronavirus
  • El 79,5% de las familias andaluzas ha incorporado nuevos hábitos ecológicos en los dos últimos años, como la separación de residuos o el consumo responsable
  • En el 82% de los casos, la mujer es la más implicada, dentro del hogar, en las tareas relacionadas con el cuidado del medioambiente 
  • Para 9 de cada 10 encuestadas andaluzas, la separación de residuos es la práctica sostenible más común en sus hogares

El cuidado del medioambiente es el segundo gran reto de las mujeres andaluzas después de la igualdad de oportunidades. Así se desprende de la encuesta MalasmadresEco, impulsada por Ecovidrio, entidad sin ánimo de lucro encargada del reciclaje de envases de vidrio en España, y el Club de Malasmadres, que analiza la conciencia ecológica de los hogares españoles. El 80% de las encuestadas sitúa el cuidado del planeta entre los tres grandes retos de la sociedad española en el futuro más inmediato.

Más de 5.200 mujeres de toda España han participado en la encuesta, realizada entre el 1 y el 9 de junio, durante la desescalada. De las participantes, la mayoría, el 88,5%, son madres de uno o más hijos; el 9,8% no tiene hijos y el 1,7% espera su primer bebé. 

La conciencia ecológica de las mujeres ha crecido también con relación a la primera encuesta de MalasmadresEco, realizada en 2017. En estos momentos, el 97,4% de las mujeres andaluzas se muestra más preocupada por el medioambiente que hace unos años (el 55,6% dice que mucho, un 40,7% contesta que bastante, frente al 3,5% que responde ni poco ni mucho) y sólo el 0,2% niega el cambio climático.

Así, al ser preguntados sobre su mentalidad sobre el medioambiente tras el confinamiento, un 62,2% de mujeres andaluzas son más conscientes de la necesidad de cuidar el medioambiente desde que se inició la pandemia. Las madres encuestadas se preocupan por el entorno que dejarán a sus hijos, con especial inquietud en la escasez de agua (73%), las enfermedades relacionadas con la contaminación (69%) o la pérdida de ecosistemas y biodiversidad (67%). El confinamiento ha servido para visibilizar los efectos positivos del cambio en los hábitos diarios.

En cuanto a los hábitos sostenibles en casa, el 79,5% de las mujeres andaluzas asegura que en los dos últimos años ha incorporado hábitos más sostenibles en el hogar. Según MalasmadresEco, el 90,4% de los hogares andaluces separa los residuos de forma habitual, el 76,2% se ha propuesto reducir el consumo de plástico y el 71,3% apuesta por un consumo responsable. El reciclaje de los envases ligeros (93,6%), del papel y cartón (91,6%) y del vidrio (90,5%) son los más habituales en las familias andaluzas. La separación de los residuos orgánicos comienza a cobrar importancia, y la practican 6 de cada 10 hogares españoles.

La mujer es la más implicada, dentro del hogar, en las tareas relacionadas con el cuidado del medioambiente. Ellas las asumen en el 82% de los casos. Además, las madres consideran que la mejor manera de enseñar a sus hijos e hijas es, precisamente, dando ejemplo en el hogar. El 98,6% de las madres andaluzas encuestadas cree que la práctica diaria en el hogar es la manera de inculcar hábitos de vida sostenibles a los menores.

Madres críticas con los colegios

Sin embargo, las madres se muestran críticas respecto a la importancia que se da a este tema en los centros educativos. El 66% contesta que los menores no reciben suficiente educación ambiental en el colegio y que se debe avanzar más en este a aspecto. El número de mujeres críticas con los colegios ha aumentado en estos tres últimos años, ya que en 2017 era el 44%. El aumento de esta valoración negativa va de la mano del incremento de la preocupación por el cuidado del medioambiente

Maite Egoscozabal, responsable de Investigación Social del Club de Malasmadres y autora de la encuesta, destaca como una de las principales conclusiones “el aumento de la preocupación por el medioambiente y por el entorno que le vamos a dejar a nuestros hijos e hijas”. “Esto ha supuesto que muchas mujeres y madres no solo hayan introducido hábitos sostenibles en sus hogares, sino que también se muestren más críticas y exigentes a la hora de educar en valores como el respeto al medioambiente”, apunta la socióloga.