- Publicidad -
Inicio Opinión Coronavirus

Coronavirus

El planeta Tierra es un ser vivo que se resiente ante la superpoblación humana y su desdén, al tratarla sin miramientos, y se manifiesta de muchas formas, algunas de ellas imprevisibles.

0
- Publicidad -

La armonía y el equilibrio son leyes básicas del funcionamiento del cosmos y cómo no, de nuestro planeta. La corrección es el remedio a los desequilibrios. Si la humanidad no rehace adecuadamente lo mal hecho, esta lo hace en su lugar.

En este mundo estamos para aprender. ¿Qué tenemos que aprender de la pandemia que vivimos en estos momentos? Reflexionemos individualmente, no dando a los demás la sentencia, sino animando a que mediten profundamente y hallen dentro de sí qué aprendizaje obtener. Utilicemos nuestro discernimiento. Es tiempo de meditar, ¿cuántas veces hemos dicho que no teníamos tiempo para ello? Esta excusa no nos sirve ahora. Hagámoslo.

El amor y el miedo son contrapuestos. El primero es una energía divina y de la luz, mientras que el segundo es de la oscuridad. Debemos seguir las prescripciones gubernamentales y sanitarias, pero no vivir desde y en el miedo, sino en la prudencia y el amor. Prudencia sí, miedo no.

El estrés y la calma son opuestos. Sabemos que el primero es característica de la civilización occidental y la causa de múltiples enfermedades. La calma, por el contrario, es sinónimo de paz, salud, armonía y felicidad. Meditemos sobre esto y anclémonos en la calma. La práctica de la meditación nos ayudará a conseguirlo.

La alimentación es esencial para nuestra salud, pero, ojo, cuando me refiero a ello no solo lo hago en relación con los alimentos físicos (ya es tiempo de que la humanidad sea vegetariana), sino también a los emocionales y mentales. ¿Por qué tenemos cuidado de no ingerir comida podrida y no de las emociones y pensamientos degradantes y destructivos? Si queremos tener buena salud, hemos de tener esto en cuenta…

La energía sigue al pensamiento, de modo que si estamos viendo las noticias en la televisión (repetidas e inductoras a la desesperación colectiva, ya que insisten en las penalidades que ya sabemos sobradamente) que emite unas vibraciones bajas y nada recomendables, máxime cuando es mucho tiempo al día, le estamos dando energía a este virus y lo que debemos hacer es justo lo contrario: estar informados, por ejemplo, con los dos telediarios principales (a las quince y a las veintiuna horas) y el resto del día vivir, siguiendo las precauciones, en la calma, paz, amor y gozo de que cada una sea capaz.

En cuanto a los saludos, quiero decir que me parece lamentable hacerlos con los codos (donde tosemos según prescripción sanitaria) o los pies, ¿por qué no adoptamos el precioso, amoroso y elegante tradicional saludo indio uniendo las manos en el corazón y diciendo Namaskar o Namasté? Su significado es igualmente bello ya que además de unir nuestros cerebros y energía izquierda y derecha, significa mi ser divino saluda a tu ser divino. ¿Existe algún saludo más hermoso y elevado?

¡Que nos sea leve y breve! ¡Ánimo, la positividad es esencial! Y no olvidemos quiénes somos: seres divinos viviendo una experiencia humana. Si mantuviéramos esta consciencia permanentemente ¿creéis que podría afectarnos el virus? ¿Quién puede más, por ejemplo, un elefante o una hormiga?

Rafael García Estévez

rafaelgestevez@gmail.com

 

- Publicidad -
Artículo anteriorLa clínica Merchán Fisioterapia & Podología ofrece un servicio gratuito de consultas online
Artículo siguienteEs tiempo de leer y meditar
BIOGRAFÍA de RAFAEL GARCÍA ESTÉVEZ Rafael García Estévez es licenciado en Derecho por la Universidad de Málaga (España). Escritor, conferenciante, articulista, ha impartido cursos y clases de meditación, esoterismo y espiritualidad. Ha ejercido la Abogacía y ha sido empresario de éxito durante muchos años, ocupando varios cargos directivos en diferentes asociaciones empresariales y culturales. Investigador y buscador incansable de la verdad ha estudiado esoterismo y ciencias ocultas, ufología, egiptología, gnosticismo, espiritismo, metafísica, cristianismo, tantra, hinduismo, budismo, yoga y meditación, rosacruz, masonería, teosofía y escuela arcana. Ha vivido en la India donde aprendió de primera mano las mejores técnicas de meditación en los más importantes templos y ashrams. En cuanto a terapias, entre otras, magnetismo, reiki, zen, canalización de energía universal y sanación bioplasmática. Buscando los lugares de poder ha viajado tres veces a Egipto, dos veces a Marruecos, República Dominicana y Reino Unido, EE.UU., México, Jordania, Europa, India, etc. Autor de los libros (muchos de ellos Best Seller Internacional en Amazon): MEDITACIÓN. ¿Por qué, cómo y para qué?; MEDITACIÓN: Guía práctica. (Reedición); AUTORREALIZACIÓN, LIBERACIÓN, ILUMINACIÓN. Yoga sutras de Patanjali y más...; ILUMINACIÓN: La verdad. (Reedición); CÓMO ME HICE RICO Y MILLONARIO: Tú también puedes; HOW I BECOME RICH AND A MILLIONAIRE: You can, too. TANTRA: Amor, sexo y sabiduría suprema. Traducido y a la venta también en inglés, alemán y chino tradicional.

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí