Stop Desahucios Granada: “la mejor forma de parar los desahucios es logar acuerdos con las familias”

Son muchas las familias trabajadoras que no sólo no han visto mejora en sus vidas, ni en su situación económicas, sino que la precariedad ha venido para quedarse en sus hogares.

0
El Código de Buenas Prácticas destinado a familias con dificultades de pago de la cuota hipotecaria contempla las siguientes medidas: reestructuración de la deuda, quita de capital y dación en pago con alquiler social. A este código se han adherido las entidades bancarias voluntariamente. Entre estas entidades está Unicaja. ¿Pero qué ocurre en la realidad?.

Entidades como Unicaja se niegan a plantear soluciones dentro del Código de Buenas Prácticas, cuando por ejemplo se ha agotado el periodo de reestructuración de la deuda. Se niegan a conceder una nueva reestructuración, a aplicar una quita de capital o una dación en pago con alquiler social.

Son muchas las familias trabajadoras que no sólo no han visto mejora en sus vidas, ni en su situación económicas, sino que la precariedad ha venido para quedarse en sus hogares. Hogares que siguen pendiente de un hilo.

Esta es la situación que el día jueves 12 de Diciembre, ha denunciado el grupo Stop Desahucios Granada 15M, en las puertas de Unicaja del pueblo de Albolote, de Granada.

Denuncian la falta de soluciones a las familias trabajadoras que no pueden pagar su hipoteca. Denuncia que no se aplique estas medidas contempladas en este Código y que pueden seguir dando un respiro a las familias. Eso sí, siempre que el banco quiera.

Por ello el grupo ha insistido en denunciar la falta de voluntad de la entidad para ofrecer soluciones, alzando el grito de Sí se puede, pero Unicaja no quiere.

Dentro han entrado las familias afectadas junto con compañeros del grupo Stop Desahucios Granada 15M y han entregado escritos solicitando para cada uno de ellos una propuesta de solución. Tras reunirse con el directo han explicado que de momento no hay soluciones y que Unicaja se niega a dar soluciones a las familias. Informan que en los próximos días habrá una reunión con un mediador de la entidad y que si no hay solución volverán a concentrarse y denunciar esta situación.

Se ha planteado:

Una nueva reestructuración de la deuda para José y Fátima, quienes residen en la vivienda con una menor. Y de esta manera tener una cuota mensual que se pueda pagar y hacer frente a los gastos de primera necesidad.

Una dación en pago para Pepe, con alquiler social. Puesto que la familia no puede hacer frente al pago mensual de la hipoteca. Y su  hijo, con su propia familia, está como avalista, por lo que son dos familias con sus vidas hipotecadas.

Una dación en pago con alquiler social para Rosa, quien tras haber tenido una reestructuración de la deuda, sigue sin poder hacer frente al pago de la hipoteca.

Todas estas peticiones han sido nuevamente negadas por Unicaja. El grupo Stop Desahucios Granada 15M recuerda que la mejor manera de evitar e impedir un desahucio es poder llegar a un acuerdo favorable para las familias. Si Unicaja quiere, Unicaja puede.