Al ayuntamiento abre un servicio para la igualdad, la no discriminación y los delitos de odio

0

El Ayuntamiento de Málaga, a través del Área de Participación, abre, en colaboración con Movimiento contra la Intolerancia, el Servicio para la Igualdad de Trato, No Discriminación y Delitos de Odio, que estará situado en las dependencias municipales ubicadas en la calle Muro de san Julián.

Este nuevo servicio municipal es pionero en Andalucía y será gestionado por personal de la asociación Movimiento contra la Intolerancia. Desarrollará tres líneas de acción paralelas: Atención a víctimas y denuncias de delitos de odio y discriminación; formación a sectores de interés en la prevención, mediación e intervención; y sensibilización cívica y activación de la denuncia de la discriminación e incidentes de odio.

En este sentido, según ha informado el Ayuntamiento de la capital, se articula como un servicio de atención y orientación a las primeras necesidades de las víctimas de delitos de odio y discriminación. En los casos en los que estime necesario se realizaran denuncias a la Fiscalía y Delitos de Odio y Discriminación. También se intentarán acciones de mediación en las situaciones que permitan esta vía de resolución de conflictos.

En el ámbito de la formación se realizarán tres seminarios de 20 horas en los que podrán participar hasta 60 personas. Están especialmente dirigidos a personal de ONG e instituciones públicas. Comprenderán tareas de prevención, mediación e intervención. Para el desarrollo de estos seminarios se elaborarán materiales y dosieres especializados en esta materia.

Por otro lado, las acciones de sensibilización irán dirigidas a toda la ciudadanía malagueña, con una perspectiva integral contra la intolerancia y la estigmatización, promoviendo la igualdad de trato, así como la denuncia de situaciones de discriminación y delitos de odio. Se prevé la edición de materiales didácticos y formativos sobre igualdad de trato, delitos de odio y discriminación y derechos de las víctimas.

El Centro Internacional de Formación de Autoridades y Líderes (Cifal) de Málaga, dependiente de Naciones Unidas, va a colaborar con esta iniciativa apoyando en las tareas de formación para hacer una especial incidencia en las materias relacionadas con los derechos humanos.

La finalidad de crear este nuevo servicio municipal es trabajar para la erradicación en la ciudad de cualquier expresión de intolerancia y de manifestaciones de discriminación y delitos de odio.