Pablo Iglesias se aparta para facilitar un gobierno de coalición de Podemos con el PSOE

"No debo ser la excusa para que no haya un gobierno de coalición de izquierdas", afirmó Iglesias en Twitter.

0
El líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, en Madrid (España), el 28 de abril de 2019. Rafael Marchante / Reuters

El líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, ha comunicado al presidente español en funciones, el socialista Pedro Sánchez, su renuncia a formar parte de un gobierno de coalición con el Partido Socialista Obrero Español (PSOE) para desbloquear las negociaciones de cara a la investidura, prevista para la próxima semana.

“No debo ser la excusa del PSOE para que no haya un gobierno de coalición de izquierdas”, aseguró en Twitter el líder de Unidas Podemos, explicando que “estar o no en el Consejo de Ministros no será un problema siempre y cuando no haya más vetos y la presencia de Unidas Podemos en el Gobierno sea proporcional a los votos”.

La referencia que hace Iglesias a los “vetos” se debe a uno de los supuestos obstáculos en la negociación con Sánchez: “El PSOE dice que el único escollo que evita ese gobierno soy yo; he estado reflexionando estos días y no voy a ser la excusa para que el PSOE evite ese gobierno de coalición“, insistió el líder de Unidas Podemos en el video que incluye su tuit.

Pablo Iglesias
@Pablo_Iglesias_

No debo ser la excusa del PSOE para que no haya un gobierno de coalición de izquierdas. Estar o no en el Consejo de Ministros no será un problema siempre y cuando no haya más vetos y la presencia de Unidas Podemos en el Gobierno sea proporcional a los votos

Video insertado

En la grabación, Iglesias explica que ya ha trasladado su decisión a Pedro Sánchez, y que ha encargado al responsable del comité negociador de pactos del partido, Pablo Echenique, que comunique al PSOE su “voluntad de negociar ya un gobierno de coalición de izquierdas”, con “programa y equipos”, que permita “sacar adelante la investidura la semana que viene”.

Este movimiento de Iglesias tiene lugar tras varios desencuentros en las negociaciones con Sánchez, que alcanzaron un punto muerto el lunes de esta misma semana, cuando el líder socialista las dio por “rotas“.

En las últimas elecciones generales de España, el PSOE ganó con más de siete millones de votos; por su parte, Unidas Podemos recibió el apoyo de más de 3 millones y medio de personas.