Rock Izar programa 4 conciertos en la provincia de Málaga el mes de marzo

0

La discográfica vasca aterriza en tierras malagueñas con una serie de eventos los días 2, 8 y 23 de marzo

Rock Izar Records, que cuenta con artistas andaluces y malagueños, tiene planificados cuatro conciertos en Málaga. En el primero de ellos, el día 2, Totem & Rock serán los protagonistas. El día 8 se podrá disfrutar de dos conciertos: el trío J.J. Sprondel y Rubens y El Grito de Sion. Por último, el día 23, Vía Verde serán los encargados de poner fin a un mes lleno de música en la provincia de Málaga.

La capital de la Costa del Sol se prepara para la llegada de cuatro bandas, dos de ellas de la propia ciudad, Totem & Rock y J.J. Sprondel. Rubens y El Grito de Sion llegarán desde Murcia, y por último, Vía Verde desde Huelva.

El primero de los conciertos, el 2 de marzo y con Totem & Rock en el escenario, tendrá lugar en La Garrapata a las 21:00 por un precio de 5€ y se podrá adquirir la entrada en la misma taquilla.

J.J. Sprondel, que actúan el 8 de marzo, lo harán en el Theatro Club de Málaga a las 21:00 y su entrada tendrá un coste de 10€ si es anticipada o 12€ si se compra en taquilla, además, esa misma noche, comparten cartel con Bourbon. El mismo día, pero en La Garrapata, actuarán Rubens y El Grito de Sion a las 21:00 y por 5€ en taquilla. Y, finalizando el mes de marzo, el día 23, Vía Verde ofrecerán un concierto totalmente gratuito en la Sala Alexs de Benalmádena a las 23:30.

Totem&Rock surgieron en 2015, aunque la idea y el desarrollo de la formación cuenta con algunos años más de andadura. No es hasta el 2016 cuando se han consolidado fundamentalmente con el desarrollo de su proyecto musical. Sus componentes cuentan con un largo recorrido musical y han participado en diversas formaciones de rock malagueñas como Tabletom, Mandrágora, Gente de Plástico o Green Flowers.

En el otoño de 2017 viajaban a Durango para grabar su primera referencia en los Rock Izar Studios con Ibon Larrañaga a los mandos. Las composiciones de éste primer CD  se nutren de la larga experiencia musical de sus componentes. Muestran una clara apuesta por el rock clásico de sus primeras épocas, cuando primaba la originalidad y el sentido musical antes que las estridencias y otras apuestas menos recurrentes.

J.J. Sprondel es un trío de rock malagueño que lleva trabajando sin interrupción desde 2005. Como cualquier banda que se precie dicen que ningún estilo los define, pero se mueven entre el garaje, el indie, el kraut, el grunge o la psicodelia, con Neil Young y Juan Carlos Monedero como referentes intelectuales.

En 2017 presentan su quinto álbum, 1931, el primero que componen íntegramente en castellano. Grabado de la mano de Rock Izar Records entre Durango y Málaga, cuenta con colaboraciones de reputados músicos del underground malagueño y está compuesto de un buen puñado de temas diferentes y coherentes entre sí. Tratando temas políticos, éticos, históricos, metafísicos o románticos.

Sin duda, el hecho diferencial de J.J. Sprondel con respecto a la mayoría bandas de rock coetáneas es la improvisación, al menos la mitad de sus conciertos y un cuarto de sus discos están improvisados. ​Desde 2016 comienzan a abrirse paso con más fuerza, llegando a las semifinales de concursos como el Villa de Bilbao, ganando otros como el Ojeando Nuevos Talentos y el MálagaCrea y participando en la 18 Bienal Mediterránea de Jóvenes Artistas junto a otros 230 artistas de 23 países en Tirana.

Rubens y El Grito de Sion es una banda de Reggae, residente en Murcia, que presenta un repertorio en el que fusiona el Reggae con Funk, Rock, Samba o Cumbia, utilizando la percusión afro brasileña como base rítmica. Este 2019 será su debut discográfico de la mano de Rock Izar Records, del que podemos ver y escuchar su primer adelanto con “Seguiré”.

Vía Verde es un grupo de Huelva con sonidos Rock, Punk y Pop-Punk con letras críticas en su trasfondo.

Todos ellos pertenecen a la discográfica vasca Rock Izar Records. Los inicios de su actividad, en 2007, se centraron en producir trabajos de alumnos/as y profesores/as de la Escuela. Además y paralelamente Rock Izar ejerció como promotor de conciertos y espectáculos en su entorno geográfico en un principio pero tratando de extender la experiencia de los proyectos gestionados hacia el exterior. Para ello se producían conciertos de los grupos representados, o de alumnos de la escuela colaborando con salas de conciertos y locales de hostelería de Durango, o instituciones públicas como el Ayuntamiento de Durango.

Pero el duro y concienzudo trabajo de un equipo de trabajo formado por músicos y productores hizo dar un vuelco al proyecto para convertirlo en un sello con proyección y mirada ilimitada, apoyado además por el trabajo de nuestro propio estudio de grabación, Rock Izar Studio. De ahí han nacido muchos proyectos de muy diversos estilos: desde el Jazz o el Blues, hasta el metal, pasando por el rock y el pop, el soul y el funk, cantautores, hip-hop o música espiritual africana.