- Publicidad -
Inicio Actualidad El Zarpazo de Trump

El Zarpazo de Trump

1

Las enfermedades cardiovasculares y, en concreto, las cardiopatías (infartos y anginas de pecho) es la principal causa de mortandad en el mundo según la Organización Mundial de la Salud (OMS). En España el Instituto Nacional de Estadística (INE) confirma este extremo para nuestro país, y afirma que los hábitos poco saludables provocan que nuestro corazón no lata como es debido.

Un mundo en el que impere la inteligencia, debería promover una vida más tranquila, sin estrés que es uno de los mayores motivos del descenso de las defensas en el organismo y un debilitamiento de la salud en general; y, en segundo lugar, invertiría un porcentaje alto de los presupuestos a la investigación científica para luchar contra las enfermedades y para cuidar del medio ambiente.

El día 3 de marzo señalado por la ONU como Día Mundial de la Naturaleza deberíamos recordar que el leopardo, los loros o los osos y otras numerosas especies se hallan en peligro de extinción, y que debido en gran medida al Cambio Climático muchos pueblos padecen hambre; que si nos cruzamos de brazos nos encaminamos hacia nuestra propia destrucción.

En cambio, estos días, principalmente, Trump de lo que habla es sobre aportar más recursos al gasto militar, aumentar a doce el número de portaaviones y el arsenal nuclear, y prepararse para ganar la guerra. La supervivencia del mundo es inversamente proporcional a sus planes, como “situar el arsenal nuclear de su país a la cabeza de la manada”, destinar 54.000 millones de dolares más para Defensa, denunciar el tratado New START entre Estados Unidos y Rusia en el que se comprometían a limitar su arsenal nuclear a un nivel de igualdad, cuando ambos tienen más acumulado del que es necesario para disuadirse mutuamente. Además, todo ello, mientras en la trastienda sus asesores mantienen buenas relaciones con Rusia. Su rechazo a las energías renovables y su intención de aprobar la construcción de nuevos oleoductos, así como sus reticencias a los tratados para luchar contra el Cambio Climático y para la protección del medio ambiente, nos dirige hacia un futuro nada halagüeño para los animales, y también para la humanidad.

No es de extrañar que la industria armamentística haya aumentado su valor en Bolsa desde que llegó a la Casablanca, y que, en cambio, hayan descendido las dedicadas al medio ambiente. Tenemos dos opciones: detener al Zar Trump y sus planes bélicos o esperar a que el reloj del Apocalipsis dé las doce campanadas.

El Zarpazo de Trump

Artículo anteriorNace en el muelle 9 del Puerto la primera Escuela Provincial de Jábega
Artículo siguienteLA VIDA PASA
Nací en Málaga el 27 de enero de 1965, tengo tres hijos y trabajo como profesora de Religión en el colegio Novaschool Añoreta en rincón de la Victoria, Málaga. Licenciada en Derecho y diplomada en Ciencias Religiosas. Participo en el periódico Paréntesis y ahora en el periódico digital Malagaldía. Algunos de mis relatos y microrrelatos se han publicado en libros como Las vueltas del aire, Déjame que te cuente, Un grieta en la jaula, La costa quedó atrás, Memoria de la pasada tormenta, Fuego interior, Estampados, cuentos de la crisis y Relatos Voltea, entre otros. Soy autora del libro de microrrelatos La Margarita Dijo Sí y La Vida Es Rosa. Actualmente estoy publicando por capítulos la novela Diario de una mujer cansada en distintos medios vía internet, y participo en el próximo libro de microrrelatos “Desahuciados” que publicará editorial Traspiés. Creo en Dios y en la bondad del ser humano.

1 COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.