Champions League: Sufridas victorias de PSG y Benfica

0

El Paris Saint German (PSG) derrotó al Chelsea dos goles por uno en un reñido encuentro disputado en el Parque de los Príncipes. El uruguayo Edison Cavani levantó al público francés con su gol en el 78` cuando sólo levaba cinco minutos en el terrreno. En el otro juego de los octavos de Liga de Campeones, el Benfica sacó un triunfo en el descuento gracias al tanto del brasileño Jonas.  

Cavani aún no ha dicho su última palabra en el PSG. El delantero uruguayo, condenado a la suplencia en París, rescató a tiempo al PSG y derribó el muro levantado por Courtois. Los de Blanc iban camino de sufrir un Deja Vu con un empate que les mandaba a cara descubierta a la batalla del Bridge. El gol de Obi Mikel neutralizó el tanto de Ibrahimovic y premió al Chelsea hasta que apareció Cavani, héroe reivindicativo en el Parque de los Príncipes.

Lucas Moura le ha ganado el puesto. Seguramente con razón. Jugar tirado a una banda no es sitio para el uruguayo y sí lo es para el brasileño. Rápido en la conducción, eléctrico en sus acciones, Moura aporta frescura y verticalidad, pero no tiene gol. Con eso se nace. Y Cavani llegó a este mundo con un balón bajo el brazo. Es puro instinto, un goleador de raza del que Blanc se acordó a tiempo. Y menos mal. Ahora el viaje a Londres se verá en el club francés de otra manera. Todo gracias a Cavani.

Hasta entonces el PSG se había encontrado con Courtois. El dominio de los de Blanc fue abrumador por momentos, pero volvió a dejar lagunas que el Chelsea estuvo cerca de aprovechar. De hecho, las ocasiones más claras en el primer acto fueron de los de Hiddink.Pedro vuelve a acercarse a su mejor versión, Diego Costa ha recuperado vigor y Willian se ha confirmado como el líder de este Chelsea. A Hazard aún se le espera. Este sí que no tiene pinta de llegar a tiempo.

Obi Mikel, héroe y villano

Decía que las ocasiones las puso el Chelsea en el primer tiempo y así fue. Un cabezazo de Diego Costa a quemarropa encontró una mano salvadora de Trapp para desviar lo justo y provocar que el balón se estrellase en el travesaño. Había dominado el PSG con apariciones fugaces de Di María e Ibrahimovic pero sin perpetrar el sólido sistema defensivo londinense.

En un golpe de fortuna acabó el PSG con esa resistencia. Ibrahimovic ejecutó un libre directo y el balón lo desvió lo justo Obi Mikel para poner el balón lejos del alcance de Courtois. Sería de los pocos balones inalcanzables para el espigado meta belga. Poco después, el nigeriano de desquitaba de su mala fortuna marcando el empate a la salida de un córner en la última jugada del primer tiempo.

Trapp se ‘pica’ con Courtois

Aceleró el PSG tras el paso por vestuarios y llegaron momentos de verdadero agobio para el Chelsea. Adquirió protagonismo entonces Courtois, que sacó una mano genial ante Lucas Moura y taponó con el cuerpo un misil de Ibrahimovic. Sin embargo, de nuevo las oportunidades más claras fueron para el Chelsea. Diego Costa erró un mano a mano con Trapp y a Oscar le faltaron centímetros para rematar en otro cara a cara con el meta alemán. Eso fue justo antes de que Cavani entrase en escena.

El uruguayo, que llevaba cuatro minutos en el campo, finalizó una gran asistencia de Di María con la efectividad del que vive del gol durante toda su carrera. En posición escorada, con Courtois encima, Cavani no sacó un disparo precioso ni una definición repleta de sutileza. Marcó, y punto. Y el Parque de los Príncipes se vino abajo. La eliminatoria promete y el Chelsea apretará los dientes en el Bridge, pero al menos el PSG va con un pequeño margen que sólo obtuvo con la aparición de Cavani. Blanc debe haber tomado nota. En estos partidos hace falta gol y al uruguayo se le caen de los bolsillos.

Benfica 1 Zenit 0

Jonas marcó un gol muy importante en el min. 91. Foto: AFP.

Jonas marcó un gol muy importante en el min. 91. Foto: AFP.

Jonas puso patas arriba el estadio Da Luz cuando el árbitro ya tenía prácticamente el silbato en la boca para señalar el final del partido. El jugador marcó el único tanto del partido en el minuto 91 tras una falta que supuso la expulsión por doble amarilla de Criscito. El Benfica fue el dueño del encuentro y suyas fueron las ocasiones más claras. Los rusos se encomendaron a los contragolpes e incluso en los momentos finales racanearon en el ataque.

En la primera parte el dominio de los lisboetas fue absoluto. La posesión fue para los locales pero el Zenit de San Petersburgo generó bastante peligro con contragolpes y con la velocidad de jugadores como Danny o Hulk. Avisó primero el conjunto ruso. Un centro al corazón del área casi sorprende a Julio César.

El Benfica mimaba la pelota y buscaba sus espacios. Jonas y Nico Gaitán fueron de los jugadores más activos en el ataque con un Mitroglou que no la olió prácticamente en los primeros 45 minutos. El griego llegó a marcar… pero en fuera de juego. Hulk tuvo otra oportunidad clarísima para estrenar el luminoso con una falta directa. Su zambombazo raso se marchó fuera por poco.

El árbitro tuvo mucho trabajo antes del descanso. Mucha falta, mucho brazo a la cara y muchas interrupciones. Almeida y Jardel vieron la amarilla en la primera parte. Amarillas que le impedirán jugar la vuelta de los octavos de final al estar previamente apercibidos.

En la segunda mitad las ‘águilas’ siguieron buscando su tanto que les acercara a los cuartos de Liga de Campeones. El Zenit no perdió su orden en ningún momento y continuó abusando de los contraataques. Witsel casi marca desde la frontal del área y Hulk también probó suerte desde esa misma distancia. No obstante, las oportunidades más claras en la segunda parte fueron para los de Rui Vitória. Nico Gaitán estuvo a punto de marcar después de un gran movimiento dentro del área rusa. Su disparo a bocajarro se lo encontró Lodigin.

Javi García, otro de los apercibidos, también se perderá la vuelta al ver amarilla por una mano. El español cuajó un gran encuentro en el centro del campo. El choque se decidió en el añadido. Criscito peca al pisar sin sentido a Almeida y ve la roja por doble amarilla. Esa misma falta acabaría en el corazón del área del Zenit y Jonas saltó más que nadie para poner el 1-0 en el marcador en el minuto 91. Se desató la locura en el estadio Da Luz porque viajará a Rusia con ventaja en la eliminatoria… y sin haber encajado gol en Lisboa.

Renat, la joven perla del Benfica intenta marcharse de varios rivales. Foto: AFP.

Renat, la joven perla del Benfica intenta marcharse de varios rivales. Foto: AFP.

Cavani entro y marcó casi al momento. Foto tomada de Marca.

Cavani entro y marcó casi al momento. Foto tomada de Marca.

Los goles de ambos encuentros:

https://www.youtube.com/watch?v=ng2Huq8SGJY&noredirect=1