¡HOLA! El saludo que decimos sin conocer su significado

0

Viriato (2)La palabra HOLA podríamos definirla básicamente como una interjección que se emplea en un lenguaje coloquial. Es una exclamación que se emplea amistosamente. La primera palabra probablemente con la cual nos expresamos a nuestra llegada en un encuentro. Pongamos por caso, cuando nos estrechamos la mano o para iniciar un diálogo. Nosotros decimos “HOLA”.

Siendo esto así, en Wikipedia podía leerse lo siguiente: “Según el DRAE la palabra hola es una voz expresiva que podría estar relacionada con el inglés hello y el alemán hallo.” Y lo cierto es que debo admitir que estuvieron acertados. Lo examiné y es así, pero ni mucho menos por las razones que nos han propuesto sino por otras muy distintas. Les garantizo que se quedarán asombrados cuando las conozcan. Así pues, sin más dilación voy a aclarar la etimología legítima y correcta del término. El origen de nuestra locución en español HOLA.

Miren, ¡HOLA! no es una interjección originada en el idioma latín, tampoco generada desde el inglés, el alemán o el griego, pues tiene un sentido propio y anterior. Su origen es pre griego y por tanto se trata de un acrónimo ibérico que bebe en fuentes de una raíz pre helena. ¡Impensable!

La palabra HOLA se trata de un acrónimo ibérico. Una voz milenaria ibérica que proviene de la raíz pre griega ὅλOL” y que significa TODO, aunque no en el sentido preciso de TODAS LAS COSAS sino en sus acepciones Todo, toda, todos, todas, entero, perfecto, bien, etc.

Nuestros antepasados ibéricos lo hacían exactamente igual que nosotros, mientras que de todos es sabido que los romanos lo expresaban diametralmente distinto. ¿Cómo se saluda en latín? “SALVE”. Es decir que nosotros nunca dijimos “Salve” y los romanos nunca dijeron “Hola”. Nuestros ibéricos tenían un idioma maravilloso y si desean contrastarlo, lo dejo escrito en griego para que se compruebe debidamente: όλα καλά y que significa “todo bien”.

Observen que en la actualidad, usamos una forma corta y ¿saben por qué? Porque es el modo como lo hacían nuestros antepasados. Ellos tenían un idioma heleno de la época llamada oscura (frigia) y decían “Ola” y en cambio no decían “Ola Kalá”, esta última es una expresión griega, es decir que sólo decimos “¿¡TODO!?” cuando pronunciamos ¡Hola!, y eso es porque nuestra lengua es anterior al griego helenístico y nuestros antepasados nos trajeron esta locución desde las remotas regiones helenas de la península de Asia Menor.

Para saber más: Enrique Cabrejas

Crédito Imagen: Wikipedia

Artículo anteriorSalud recomienda evitar el consumo de setas si existen dudas sobre su toxicidad
Artículo siguienteMarbella ha sido elegida como localización para un nuevo drama de espionaje
Avatar
Mi nombre es Enrique Cabrejas Iñesta y el 21 de Abril de 2012 descifré la lengua de los íberos y celtíberos, lo hice al elaborar una Teoría de Acrónimos Ibericos que me permitió desencriptar su ancestral escritura en bronces, placas, téseras, monedas, etimologías de ciudades antiguas y contemporáneas, etc., de otro modo no podría tener acceso a sus conocimientos y que en la actualidad afortunadamente puedo transmitiros. Nací en Barcelona, me eduqué en las Escuelas Pías de San Antonio Abad. De modo autodidacta combiné siempre que me fue posible mi vida laboral con la lingüística, la historia, la literatura y la mitología, convirtiéndome de esta última en un experto mitógrafo. Viví y estudié en Cambridge, Módena y Moscú para mejorar en idiomas y en lectura de literatura clásica. En apenas tres años, publiqué dos libros como autor de una trilogía: EL SECRETO ÍBERO – Karuo (2013), Hijos de titanes (2015). Asimismo he participado como co-autor en otras publicaciones de notorias instituciones culturales españolas. Soy ponente de la Sociedad Internacional Filosófica (SFIC); autor en la revista académica Ph&C; miembro del consejo de redacción de la revista científica Future Human Image Scientific Journal; revisor de documentos científicos en el área de las humanidades de la revista Cogent OA - Taylor & Francis Group y en otras tantas publicaciones científicas; indexado como científico por las autoridades científicas rusas. He publicado más de un centenar de trabajos en la plataforma Academia.edu como investigador independiente desde 2013. Cuento desde 2014 con el aval de reputados académicos, doctores y científicos internacionales. Siendo respaldado en áreas del conocimiento en Filosofía del Lenguaje, Ontología, Filosofía Antigua y Fenomenología, entre otras materias.