Las tardes de verano

0

Hay veces que la tardes de verano se convierten en espacios de contacto con la propia conciencia y es curioso ver como funcionamos por dentro, ya que normalmente funcionamos por fuera, es decir en el día cotidiano, las ocupaciones, los deberes y quehaceres nos aceleran tanto, que cuando llegamos a la casa solo queremos soltar, y cuando podemos, miramos la tele, o algo que nos distraiga y no nos haga pensar en lo que hacemos afuera o adentro de nosotros mismos.

Y en verano o en vacaciones tenemos esos momentos curiosos que son tan diferentes… Bueno lo quiero compartir porque fue una risa, me llegó una foto a través de un amigo, tumbado en el sillón como estaba y tablet en mano, la abrí y al ver ese caballito de mar en esa pecera me quedé atónito, vaya… en stand by…

El caballito dentro de una pecera, la pecera parece que está en un salón de una casa, la casa parece grande, como para tener una pecera y que se vea… como quedaría una pecera en mi casa, me pregunté, entonces levanté la vista y comencé a decorar y acomodar todo para que ese objeto se incluyera, como sería los #mobles, como diría mi amigo catalán de #lerida, como se expresaría en su lengua “pecera” y el suelo, como tendría que estar… al tiempo comencé a advertir que me había abstraído de la realidad y que dentro de mi propia conciencia estaba decorando mi casa de una y mil maneras, que ya lo que veía fuera de mi, era tamizado con mis ilusiones y deseos, que también hablaba conmigo mismo y me autocensuraba algunas de mis propias ideas, en fin, no soy un decorador, ni nada por el estilo, pero ejercí por unos instantes sin respetar ninguna regla y eso me encantó, por otra parte me observe por dentro mientras hice todo eso, y me llenó de orgullo, estoy bien y podría tener una vida mucho más despierta que la que creo… y todo por un caballito de mar en una pecera… que bien.

Me acordé de Juan, mi amigo catalán, creo que tiene un pariente decorador en Muebles Salvany, me metí en su web www.moblessalvany.es a ver si ambientaba lo que había visto en mi cabeza, y me dí cuenta que mejor consultaba a los que saben, voy a encarar la decoración de mi salón y espero que dure muchos años, pero por sobre todo que incluya a una pecera…