La Corte italiana comenzó a deliberar sobre la condena a Berlusconi

0

Los jueces del Tribunal Supremo empezó a deliberar sobre el último recurso posible presentado por el ex primer ministro Silvio Berlusconi contra una condena por fraude fiscal que podría terminar con su carrera política y amenazar la supervivencia de la frágil coalición de gobierno.

berlusconi

Si los cinco jueces ratifican los fallos de primera y segunda instancia, será la primera condena firme contra el magnate de los medios en más de una decena de procesos en su contra y pondrá en serias dudas su continuidad en política, luego de dos décadas en las que acaparó el poder con su carisma y recursos económicos.

Las deliberaciones comenzaron hoy pero fueron aplazadas hasta mañana luego de una larga jornada de comparecencias, entre ellas de la Fiscalía del Supremo, que solicitó la confirmación de la condena aunque con una reducción de los años de inhabilitación.

Berlusconi fue sentenciado en octubre de 2012 a cuatro años de cárcel y cinco de inhabilitación para el ejercicio de cargos públicos tras ser hallado culpable de fraude fiscal relacionado con la compraventa de derechos de transmisión de películas estadounidenses por parte de Mediaset, su grupo mediático.

Sin embargo, en su alegato, el fiscal general del Supremo, Antonio Mura, solicitó hoy rebajar a tres los años de inhabilitación a Berlusconi, alegando que es lo que marca la ley y que el Tribunal de Apelación de Milán no explicó por qué amplió el plazo a un lustro.

“Admiramos el esfuerzo generoso, incluso desde un punto de vista deportivo, del fiscal general para defender una sentencia que sigue siendo indefendible”, dijo a los periodistas uno de los abogados de Berlusconi, Franco Coppi.

Según las partes en este proceso, la decisión del Alto Tribunal puede demorarse hasta mañana o incluso el jueves.

El caso juzga la compraventa de derechos de transmisión de películas estadounidenses por valor de 470 millones de euros por parte de Mediaset entre 1994 y 1999, con un supuesto aumento artificial del precio de los derechos para evadir dinero al fisco y desviarlo a cuentas en el extranjero.

Tras dictarse sentencia en apelación en mayo, el Supremo sorprendió a principios de mes con su decisión de examinar de forma inmediata el recurso presentado por el ex mandatario, fijando la vista para hoy, en un intento de evitar cualquier riesgo de prescripción de una parte de los hechos delictivos.

A la espera del veredicto, Italia vive horas de nerviosismo, ya que una confirmación de la condena abriría el camino para la salida de Berlusconi de la política activa a sus 76 años de edad.

Asimismo, despierta especial preocupación saber cómo una condena al ex primer ministro afectará a la estabilidad del actual gobierno que preside el premier Enrico Letta, que es una coalición entre su partido izquierdista y la agrupación de derecha de Berslusconi.

Pese a que Berlusconi ha reiterado en más de una ocasión su apoyo al gobierno en las últimas semanas, algunos de sus correligionarios han mostrado una actitud muy crítica, amenazando incluso con poner fin a la coalición.

En el caso de que el Supremo ratificara ahora la condena, el actual senador Berlusconi vería reducida su condena de prisión de cuatro años a uno en base a la ley sobre indultos de 2006 y podría cumplir esta pena en arresto domiciliario o bajo tutela de los servicios sociales, puesto que supera los 70 años de edad.

Berlusconi ya dijo que en caso de ser condenado no pedirá cumplir con trabajos comunitarios y acatará la prisión que le dicten.

Durante los cinco años de inhabilitación tendrá que dejar el Parlamento, no podrá presentarse a las elecciones, liderar un partido o participar en actos políticos, y además perderá todos los títulos y condecoraciones como la de “Cavaliere del trabajo”.